Ruta por los pueblos medievales de Girona. La Roca de Pelancà.Vilallonga de Ter.Girona.

Pueblos

por Julio 1312
Cataluña
España
Fecha: 08/11/2020


Ruta por los pueblos medievales de Girona.

#losviajesdejulián

Ruta por los pueblos medievales de Girona.

La Roca de Pelancà.Vilallonga de Ter.Girona.

El poblado de la Roca de Pelencà (o Palencia), o simplemente "la Roca", es el poblado situado a unos 2 km al sur de Vilallonga y 1040 m de altitud. El caserío se escalona en un característico peñasco - "la Roca" - que preside la confluencia del arroyo de Abella con el río Ter. Del castillo no permanece casi nada, tan sólo un muro de sillería regular. La situación orográfica hacía el lugar fácilmente defendible. Resto la pequeña iglesia románica y ha desaparecido, en parte, un portal que años atrás constituía el acceso al pueblo, como lo habría sido del castillo, subiendo por el sendero de acceso directo. Del 1310 hay mención del "castrum" o "forciam de Ruppe Pelonchano". Decayó el castillo con la aparición de la artillería de proyectiles explosivos. La pequeña iglesia estaba dedicada a la Madre de dios de Pelencà; actualmente recibe la advocación de la Virgen de la Piedad.Este castillo se encontraba en el condado de Besalú, aunque en algún momento estuvo en poder del conde de Cerdanya no se sabe si por apropiación o pertenencia. El término del castillo comprendía el actual pueblo de La Roca y la mayor parte del actual pueblo de Llanars, excepto Espinalba que dependía del castillo de Catllar. El año 1060 tenemos la primera noticia en un pleito que enfrenta el conde Ramon Guifré de Cerdanya con su vasallo, el vizconde Bernat de Cerdanya. El conde se lo reprocha a su vasallo que por su mala guarda había perdido «ipsum castrum de Pellencha» que el conde de Besalú había recuperado por la fuerza. Después de esta noticia, se mencionan unos posibles señores de la Roca de Pelancà; Guillem Ramon (1067-1069), Ademar Ramon (1090-1096), Ramon Ademar (1118). Seguramente lo más verosímil sería que el castillo de la Roca de Pelancà formara parte de la dotación de los vizcondes de Besalú a través del castillo del Catllar y que los vizcondes n'infeudaren la castlania a alguien distinto del castellano de Catllar. El 1244 el castillo se encuentra en manos de Ramon de Milany, señor del castillo de Rocabruna que, por detener el despoblamiento, otorgó a los habitantes de la Roca varias franquicias que no incluyen el derecho del remensa. El 1258 Ramon de Milany deja en su testamento el castillo de la Roca de Pelancà en alodio a su hijo Pedro y el castillo de Rocabruna a su hijo Ramon mientras que nombraba Ramon de Urtx tutor de sus hijos y heredero de la fuerza (fortificación) de Pelancà si los hijos morían sin descendencia lo que debió suceder pues Beatriz, mojar de Ramon de Milany impugnó el testamento y en 1262 el rey Jaime I ordenó a Ramón de Urtx que retornara a la viuda la posesión de los dos castillos. Los derechos pasaron a la hija de Beatriz, Esclaramunda y, en 1310, el hijo de ésta, Ramon Desbac.El fogaje del año 1358, menciona a Bernat de Sau (o Sonido) como señor de la Roca. El dominio de los Sonido, vizcondes de Évol, perdurará hasta finales del s. XVI que pasó a Estefania de Requesens que, en 1607, lo deja en testamento a los frailes dominicos de Girona que entre 1617 y 1521 lo vendieron a Lluis Descatllar, uniéndose con el término del castillo del Catllar. A finales del s. XVIII, ambos castillos pasaron a formar parte por boda del patrimonio de los condes de Santa Coloma.El castillo de la Roca de Pelancà deviene jefe de la capitanía de todo el valle durante la guerra civil entre la Generalitat y el rey Juan II, la llamada Guerra de los Remensas, en la segunda mitad del s. XV, y después, aunque fue centro de una importante actividad guerrillera contra los franceses que desde el final de la guerra civil continuaban ocupando las tierras rosellonesas. Posteriormente, el castillo fue cayendo en declive hasta quedar sólo unas pocas hiladas de sillares de algún trozo de pared medio de las casas arraigadas en la roca donde se levantaba la fortaleza,

es un edificio declarado bien cultural de interés nacional.

LA LEYENDA DE LOS DOS AMANTES DE LA ROCA.

El señor del castillo de la Roca de Pelancà estaba muy enamorado de la hija del señor de Rocabruna. Aquel amor era correspondido, pero el anhelo de los dos enamorados de unirse en matrimonio topaba con una cierta oposición por parte del padre de ella. De acuerdo con la chica, el de la Roca la raptó. Entonces el padre, indignado, reunió gente de sus dominios y fue a asediar el castillo de su ultrajante. Pasado un tiempo, y ante la imposibilidad de sostenerse, el de la Roca aconsejó a su amada que se entregara a su padre, suponiendo que la perdonaría; él ya desaparecería para no caerle las manos. La chica no lo consintió y quiso compartir la misma suerte de su amado. Asaltado el castillo y sin escapatoria posible, ambos, abrazados, se lanzaron por la parte más alta del risco.


Más de Julio 1312 en Pueblos


Otros vídeos de Julio 1312

Patrimonio histórico
Ruta de los castillos Cátaros
Patrimonio histórico
La Imperial Tarraco Romana
Patrimonio histórico
Jardines de Aranjuez.
Patrimonio histórico
Peratallada (Girona)
Patrimonio histórico
Cadaqués
Patrimonio histórico
La Monumental Carcassonne

Publicidad


Publicidad


Otros vídeos de Pueblos

Pueblos
Betanzos

más vídeos


¡Añade un vídeo!

Enlaza los mejores vídeos de YouTube.

Añadir


Publicidad